SIN PRESENTE, NO HAY FUTURO ¡CON LOS PIBES NO!

Según el Observatorio de Deuda Social Argentina de la UCA 8 millones de niñxs y adolescentes entre 0 y 17 años son pobres en Argentina. Lo que representa aproximadamente un 23 % de los hogares.
En nuestro país, se exportaron mas de 967,3 mil toneladas de alimentos y bebidas (solo en el primer trimestre de 2017), algo así como U$S 1.208,1 millones, según datos del sector agropecuario. Sin embargo, 1 de cada 10 niñxs viven en hogares vulnerables en términos de acceso alimentario, el 17,6 % de nuestros pibes no come correctamente, el 9 % pasa hambre (14% en GBA) y el 33,8 % se alimenta en comedores comunitarios o escolares.
El gobierno dice que los pibes son el futuro mientras que el 48,1% de la infancia urbana reside en un hogar que no alcanza los ingresos promedio necesarios para adquirir la Canasta Básica Total familiar.
Con respecto a la vivienda, se estima que el 24,7% no tiene acceso a agua de red y cloacas y el 30% habita una vivienda precaria en términos materiales (40% y 38 % en GBA) lo cual afecta de manera directa la salud y el desarrollo de nuestros niñxs. Además, el 19% de los chicos/as, en 2017, registra privaciones en el ámbito educativo y el 19,5% registra déficit en términos del acceso a tecnologías de la información.
Mientras tanto, la gobernadora Vidal aplica un recorte del 30% para los comedores escolares de la provincia de Buenos Aires. Larreta, el jefe de gobierno de CABA, tiene un índice de mortalidad infantil en la zona sur de la capital que triplica al de la zona norte.
La efímera alegría por la selección de fútbol no alcanzó para tapar la inflación y los servicios que suben de manera sideral mientras nuestros salarios se van devaluando adentro de los bolsillos.
La niñez es presente. ¡Ni un pibe menos!
“En América latina, los niños y los adolescentes suman casi la mitad de la población total. La mitad de esa mitad vive en la miseria. Sobrevivientes: en América latina mueren cien niños, cada hora, por hambre o enfermedad curable, pero hay cada vez más niños pobres en las calles y en los campos de esta región que fabrica pobres y prohíbe la pobreza. Niños son, en su mayoría, los pobres; y pobres son, en su mayoría, los niños. Y entre todos los rehenes del sistema, ellos son los que peor la pasan. La sociedad los exprime, los vigila, los castiga, a veces los mata: casi nunca los escucha, jamás los comprende”. Eduardo Galeano.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*